A Chascomús

Sábado

Mi día comenzó muy tempranito. Desayunamos con Dany (para el que no sabe Dany es mi marido), el partió para su trabajo y yo a prepararme para la salida. Después de despedirme de mis hijos y mis padres, más o menos organizada a las 6:30 hs. de la mañana salí solita por la calle 155 hasta la 90 donde me alcanzó Matías, quien salió conmigo más temprano para no atrasar tanto al grupo. Todos saben que soy muy lerda (GRACIAS MATÍAS POR EL AGUANTE). Pasamos por Poblét y seguimos para Oliden, en donde si paramos. Por supuesto que en la panadería comimos algo y seguimos, quería hacer algo de diferencia así que arrancamos por esos campos, pedaleando y pedaleando hasta que de pronto escuche “me parece que este no es el camino…” se me derrumbo el mundo. Pegamos la vuelta hasta que nos encontramos con los chicos, estaba Luís (que lindo volver a verte) Gustavo ,Delfina ,Luján, Laura y Néstor, Matías, Alejandro y Julio. Después de los saludos emprendimos la marcha. Hasta ahí todo bien para mi… hasta que de pronto pasaban y pasaban las bicis y como siempre me quede atrás ahora con Gustavo (gracias gus por la compañía) se hizo largo el camino a Ferrari. Yo veía campo y pensaba porque no me quede durmiendo, pero… ya estaba lejos de casa, así que seguimos hasta la escuelita de Ferrari donde estaban todos descansando y esperando a los que venían atrás. Cuando nos reunimos todos y cargamos agua seguimos hacia el puente del río Sanborombón, ahí ya estaba con Julio y Luján y ya en el puente nos volvimos a reagrupar.

Unas cuantas fotos y un poco de descanso y arrancamos devuelta y como siempre yo cuidando la retaguardia para que nadie se quede atrás ja ja ja . Después de mucho pedalear encontramos la ruta ¡que alegría! Agarramos el camino cruzando la ruta 2 hacia Gándara y ahí ya estábamos cerca, llegamos a Chascomús, nos encontramos con la laguna ¡que felicidad! y ¿Ahora para dónde agarramos? ¿derecha o izquierda?, entonces Matías pregunto a unos chicos si había pasado un grupo de ciclistas y le respondieron que sí y arrancamos. A lo lejos se lo veía a Gustavo, asique seguimos… para nuestra sorpresa ese no era el camino ¡me quería matar! había llegado con el último suspiro al lugar equivocado. Matías fue a buscar a Gustavo y yo volví por el mismo camino donde nos alcanzo Luis que jugó a las bochas conmigo a los empujones me llevo hasta el camping jaja ja ¡¡gracias Luís!! no hubiera llegado sin tu ayuda .

Ya en el camping nos tomamos unos mates, charlamos, sacamos fotos, armamos las carpas y después llego Lilian la señora de Luis con unos amigos para compartir la cena con nosotros. Después de comer… a dormir ¡que lindo!

Domingo

Con las primeras luces me desperté, no podía dormir más asique pedí disculpas a mis compañeras de carpa y me fui a ver el amanecer, ¡que cosa mas linda!, ¡que tranquilidad!, no se cuanto tiempo estuve sola contemplando el agua, el sol .¡que cosa mas linda! Después se levanto Julio, atrás Gustavo que se preparo unos ricos mates, los que tomamos a orilla de la laguna ¡que lindo! de a poco se fueron despertando todos, compartimos mates, charlas y empezamos a juntar las cosas para la vuelta.

Ya con todo preparado nos sacamos las fotos grupales y emprendimos el regreso por la ruta 2.

Lo que tengo para destacar es que fue muy lindo compartir la salida con ustedes, el mate, las charlas, una comida y la salida no fue de 10 fue de 10.000 a pesar del cansancio lo disfrute. Gracias a mis compañeros por no dejarme sola, siempre en todo momento estuve acompañada. No hay más para decir, baje las fotos espero que les guste y gracias Maty sos un gran amigo.

¡ Hasta la próxima !

María de los Ángeles

2019-11-04T15:02:18+00:00 25 noviembre, 2007|